Declaración pública de Naciones Unidas Uruguay sobre las víctimas de acoso y violencia de género

Uruguay, 28 de agosto de 2020. El Sistema de las Naciones Unidas en Uruguay sigue con extrema preocupación la ola de cientos de denuncias por diversas formas de violencia de género hacia mujeres, adolescentes y niñas surgidas en los últimos días que involucran a numerosos ámbitos de la sociedad uruguaya.

Asimismo, sigue con especial atención la causa judicial por la que la Fiscalía de la Nación, a través de la “Operación Océano”, ha formalizado a 32 personas  por el delito de retribución o promesa de retribución a menores por realizar actos sexuales de cualquier tipo. Se trata de la mayor causa jamás formalizada en Uruguay para este tipo de delito.

Desde Naciones Unidas reconocemos la valentía de las víctimas de violencia de género por sacar estos hechos a la luz. Entendemos que los movimientos como #Metoo, #Miprimeracoso, y #Niunamenos no solo generan un debate público imprescindible, sino que impulsan la necesaria transformación cultural, interpelando acerca del rol y la responsabilidad de las masculinidades imperantes.

La falta de información, el miedo a las represalias, la vergüenza, la impunidad y las diversas consecuencias negativas que producen en la vida de las víctimas, impiden en muchos casos el acceso a la justicia, así como una justa reparación. Creemos firmemente en un sistema que habilite a todas las víctimas a hacer sus denuncias sin obstáculos ni estereotipos, y que trabaje para la búsqueda de la justicia. Se debe poner fin a la cultura del silencio y de los privilegios.

En Uruguay, a pesar de los significativos avances en la implementación de los marcos normativos y las políticas públicas para erradicar la violencia de género, resta mucho por hacer. En particular, urge abrazar un cambio cultural que asegure una verdadera igualdad de género y la posibilidad de vivir una vida libre de violencia.

La Segunda Encuesta Nacional de Violencia Basada en Género de 2019 reveló que el 76% de las mujeres mayores de 15 años han sufrido violencia basada en género; en su mayoría en el ámbito doméstico y familiar. Por otro lado, la encuesta Habitar Urbano en Montevideo y Área Metropolitana (2018) constata que el 84,5% de las mujeres entre 18 y 44 años vivieron acoso sexual en los espacios públicos al menos una vez en su vida, siendo los agresores hombres desconocidos en el 90% de los casos.  

Naciones Unidas apoyó al Estado uruguayo en la actualización del marco normativo en materia de violencia de género, colaboró con la encuesta de prevalencia de violencia hacia las mujeres -y en particular mujeres con discapacidad-, y elaboró y puso a disposición las Guía para Fiscalía y Poder Judicial sobre estereotipos de género y estándares internacionales sobre derechos de las mujeres.

Además, realizó capacitaciones a distintos organismos sobre la calidad de los servicios de atención a mujeres y niñas que sufren situaciones de violencia de género, para evitar su revictimización. También hace periódicamente campañas de sensibilización para erradicar todas las formas de violencia hacia mujeres, adolescentes y niñas.

Para finalizar, subrayamos la importancia de abrir la conversación sobre la violencia y el acoso sexual y promover que la sociedad en su conjunto, hombres y mujeres, se involucren y actúen de forma urgente ante esta problemática.

Las Naciones Unidas en Uruguay manifiestan su profundo compromiso con la defensa de los derechos de las personas más vulnerables, con poner fin a la violencia y la discriminación, y su continua voluntad de apoyo a todas las iniciativas que apunten a la transformación de los estereotipos que habilitan dicha violencia.

 

 

 

Contactos de prensa
Entidades de la ONU involucradas en esta iniciativa
ONU
Naciones Unidas